¿Cómo funciona un aerogenerador?

Published on noviembre 16, 2017

Seguramente has visto alguna vez un parque eólico, pero ¿sabes cómo se transforma la fuerza del viento en energía eléctrica? Vamos a explicarte el funcionamiento de un aerogenerador Cada aerogenerador lleva una veleta en su parte superior que le indica la dirección del viento Ello le permite girar sobre la torre y orientarse automáticamente Las palas también giran sobre su eje para ofrecer la máxima resistencia La fuerza del viento, es decir, la energía cinética contenida en el movimiento de las corrientes de aire, hace girar las palas

Estas están diseñadas para captar al máximo su energía Pueden llegar a medir más de 60 metros de longitud cada una y están fabricadas con materiales muy ligeros y resistentes para facilitar su movimiento Por eso pueden producir energía incluso con vientos muy suaves desde unos 11 kilómetros por hora; con vientos muy fuertes por encima de 90 kilómetros por hora las palas se ponen en bandera y el aerogenerador se frena por motivos de seguridad Las palas están unidas al aerogenerador a través del buje, que a su vez está acoplado al eje lento El eje lento se llama así porque gira a la misma velocidad de las palas entre unas siete y doce vueltas por minuto Para producir electricidad es necesario aumentar la velocidad a la que gira el eje lento Esa es la misión de la multiplicadora que eleva dicha velocidad más de cien veces y la transfiere al eje rápido El eje rápido, que gira hasta más de mil quinientas vueltas por minuto está unido a un generador

El generador aprovecha la energía cinética del eje rápido para transformarla en electricidad, una forma de energía fácil de transportar y de utilizar La electricidad producida en el generador como corriente continua es conducida por el interior de la torre hasta su base Allí un convertidor la transforma en corriente alterna que es la que utilizamos normalmente, y un transformador eleva la tensión para poder transportarla por el interior del parque Desde cada aerogenerador la corriente alterna es conducida por cables soterrados hasta la subestación En ella se eleva nuevamente la tensión para poder incorporarla a la red eléctrica y transportarla hasta los puntos de consumo Así es cómo utilizamos la fuerza del viento para iluminar ciudades, alimentar industrias, escuelas u hospitales, o hacer funcionar nuestros electrodomésticos de forma limpia y sostenible

Enjoyed this video?
"No Thanks. Please Close This Box!"